Los ascensores neumáticos llegan como una solución para los más desconfiados

15 abril, 2016

No existe una palabra concreta que represente el miedo a subirse a un ascensor, sin embargo, hay muchas personas que lo padecen. ¿Por qué? Bueno, el miedo a las alturas o la claustrofobia podrían estar detrás de este sentimiento de recelo hacia los elevadores. Precisamente por causa de esto, muchas personas procuran evitar los ascensores porque no les gusta la sensación o sufren pensando que va a pasar algo mientras estén dentro. Si ese temor se acentúa, podría limitar nuestra comodidad, puesto que los ascensores son herramientas diseñadas para simplificar nuestros desplazamientos y evitar pesados tramos de escaleras. Como una posible solución a esa inseguridad relacionada con los ascensores, llegan los ascensores neumáticos, toda una revolución para la seguridad y la comodidad de las personas. Para empezar, su funcionamiento es diferente al de los ascensores tradicionales. Si lo que te angustia es el hecho de estar en un espacio cerrado, los ascensores neumáticos de la empresa PVE cuentan con una vista panorámica de 360º, para que no te sientas como si estuvieras encerrado en una caja. Tu intranquilidad se verá considerablemente reducida de esta forma. Todos los modelos que ofrece la empresa PVE, es decir, el PVE30, PVE37 y PVE52, cuentan con esta ventaja. Por otra parte, si tu miedo no viene dado por la claustrofobia, sino por el pánico a las alturas, más conocido como la acrofobia, conocer al detalle cómo funciona un ascensor neumático, quizá podrá servirte de ayuda. Lo más importante es que hayas visto la certificación del aparato elevador. La certificación u homologación de un ascensor es lo que te garantiza la seguridad, el rendimiento y la integridad de los mismos. Contar con una homologación es esencial, sin ella, la seguridad del ascensor no está garantizada, y eso podría derivar en problemas a largo plazo. En PVE saben que lo que uno quiere es proteger la integridad suya y, sobre todo, la de su familia.

Otro aspecto que dota de seguridad a los ascensores neumáticos es que cuentan con bloqueos y frenos de planta. Permiten anclar la cabina a cada nivel para que la entrada y la salida de las personas del elevador sean seguras. Esto se utiliza de forma que cuando el elevador neumático llega al nivel que ha sido seleccionado, las dos trabas de acero que se encuentran en la parte superior de la cabina se abren para sujetar las columnas del ascensor. La cabina se mantendrá en la misma posición hasta que se indique otra acción. Tampoco existe el riesgo a quedarse atrapado en él, porque en caso de que se produzca un fallo en la alimentación eléctrica, el elevador no se quedará entre dos niveles, sino que la cabina desciende suavemente a la planta inferior. Por lo tanto, ya no tendrás que preocuparte si se va la luz mientras estás desplazándote en el elevador.

Ver todas